Talas ilegales han arrasado 10 mil hectáreas de bosque nativo chileno en seis años

-Según Conaf, las regiones más afectadas son Los Lagos, Ñuble y Maule.

 

En los últimos seis años, la superficie de bosque nativo en Chile ha sido arrasada por talas ilegales, que suman más de 10 mil hectáreas, de acuerdo a un reporte de la Corporación Nacional Forestal (Conaf).

En lo que va de 2019, esta actividad ilícita ha afectado a 1.359 hectáreas, concentradas en las regiones de Los Lagos, Ñuble y El Maule.

Jeniffer Moreno, directora de la Agrupación de Ingenieros Forestales por el Bosque Nativo, señaló a La Tercera que «las causas que explican las cortas ilegales están en la expansión inmobiliaria y grupos que se dedican a extraer recursos para la producción de leña, combustible clave en el sur de Chile para calefacción».

Una de las zonas del país que más preocupa es el Archipiélago de Chiloé, pues sus bosques son reservas de agua, «y si éstos resultan afectados, se pierde la capacidad de producción de recursos hídricos», indicó Moreno.

Piden financiamiento para restauración de los bosques

Rodrigo Catalán, director de conservación de la organización WWF (World Wildlife Fund), recordó que la degradación de los bosques provoca emisión de gases con efecto invernadero que acentúan el cambio climático, y pone en riesgo la subsistencia de especies animales y vegetales cuyo hábitat son los bosques nativos.

Agregó que es urgente trabajar por la recuperación de 500 mil hectáreas de bosque nativo al año 2030, para lo cual su organización propone que «el gobierno entregue más recursos para la protección de las áreas silvestres protegidas (parques, reservas y monumentos nacionales) y se disponga de un financiamiento de la restauración de los bosques mediante la entrega de fondos a privados».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *